Si las bolsas de papel son buenas para el medio ambiente es una pregunta que a todos se nos ha pasado por la cabeza en alguna ocasión.

¿Te has preguntado alguna vez si este tipo de envases o embalajes es sostenible?

En los últimos años, como consumidores estamos mucho más concienciados sobre la crisis climática y la importancia de realizar un consumo consciente para mitigar sus efectos. Así, cada vez tomamos más decisiones de compra basadas en criterios sostenibles y la cuestión de los envases y los embalajes es algo que nos preocupa.

Por ello las opciones alternativas y sostenibles están ganando terreno.

Entre ellas encontramos las bolsas de papel.

las bolsas de papel son buenas para el medio ambiente sostenibilidad

Imagen de Guus Baggermans en Unsplash.

Pero ¿realmente las bolsas de papel son buenas para el medio ambiente?

Este artículo de Alimarket nos cuenta que, según la plataforma The Paper Bag, que es la asociación de fabricantes de papel kraft y bolsas de papel líderes en Europa, sí lo son.

Las bolsas de papel están hechas de fibra de madera, que es un recurso natural renovable que, en Europa, se obtiene de bosques gestionados de manera sostenible.

Por tanto, para considerar las bolsas de papel una solución sostenible debemos asegurarnos de que estas proceden de la gestión sostenible de los bosques.

¿Qué es la gestión sostenible de los bosques?

La tala antigua se realizaba sin tener en cuenta el cuidado del bosque ni pensar en su posterior reforestación. Frente a esta práctica, la gestión sostenible de los bosques implica garantizar la sostenibilidad y el cuidado del mismo antes, durante y después de la tala.

Más concretamente, esta práctica aboga por garantizar:

  • La protección de la biodiversidad.
  • El mantenimiento de la productividad del bosque.
  • La capacidad de regeneración.
  • La capacidad de cumplir con sus funciones ecológicas, económicas, sociales y culturales en el presente y en las generaciones futuras.

Algunas prácticas concretas de la gestión forestal sostenible

  • Extracción de la madera que permita imitar las dinámicas naturales.
  • Aclareo de los árboles juveniles para que crezcan saludables (los árboles jóvenes transforman más CO2 y almacenan más oxígeno que los viejos).
  • Tala selectiva de los árboles maduros para proteger a los restantes.
  • Reforestación de todas las áreas explotadas.
  • El volumen de explotación nunca excede el volumen del crecimiento del bosque reforestado.
  • Dejar árboles viejos en pie o caídos que sirven de hogar y alimento a animales e insectos para proteger la biodiversidad.

En datos:

Se dice que gracias a esta práctica, en Europa ha aumentado la masa forestal en los últimos 25 años en una superficie equivalente casi a la mitad de Italia.

También, que la captación media de carbono europea contrarresta a las emisiones fósiles anuales de Alemania.

¿Cómo asegurarnos de que nuestras bolsas de papel son sostenibles?

La forma más segura es buscar los sellos que garantizan que el papel procede de estas prácticas:

  • Sello FSCForest Stewardship Council
  • Sello PEFCProgramme for the Endorsement of Forest Certification.

Estas dos entidades no gubernamentales promueven la gestión forestal sostenible de los bosques en el mundo, y para obtener la certificación exigen a los productores el cumplimiento de una serie de requisitos.

En conclusión, escogiendo bolsas de papel con estos sellos estamos realizando una decisión consciente de consumo que contribuye a mitigar los efectos del cambio climático.

¿Te animas?


Hacemos trabajos forestales de preparación del terreno para reforestación con nuestras retroarañas

Infórmate aquí.

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies